Search
  • Lucia Pinilla Echeverri

Raffaello

Raffaello Sanzio de Urbino (1483-1520) .


Fue hijo de un pintor con poca fama y talento. Sin embargo, este le enseña las bases de la pintura y cuando cumple cierta edad se lo lleva a Perugia a ser aprendiz de Pietro Perugino. .


El joven demuestra ser talentosísimo, especialmente en imitar a su maestro. Poco a poco desarrolla su estilo personal. En esta búsqueda artística, viaja entre varias ciudades de Italia, pero es en Florencia donde aprende de primera mano el arte de Da Vinci y Michelangelo.


La obra del artista se destaca por su excelente ejecución de retratos y por sus exquisitas vírgenes. Pero aquí te contaré acerca de La Escuela de Atenas.


Raffaello era muy amigo del arquitecto Bramante, quien trabajaba para el Papa Julio II en Roma. Este convence al Papa de darle un chance a Raffaello para que pintara unas estancias nuevas en el Vaticano. Entonces, Raffaello viaja a Roma y en la Stanza della Segnatura pinta La Escuela de Atenas.


Se trata de un gran fresco en el que se encuentran los más grandes filósofos en plena discusión de ideas. Raffaello nunca dejó claro quién era quién, sin embargo, esto se puede intuir.

Raffaello. La Escuela de Atenas. 1509-1511. Museos Vaticanos, Italia.


En todo el centro, tenemos a Plato -a la izquierda, más viejo, utiliza a Da Vinci, su ídolo, como modelo- y su estudiante Aristóteles -a su derecha, en plena juventud. Se cree que su lenguaje corporal hace énfasis en sus teorías. Plato apunta al cielo, esto simboliza su idealismo dualista racionalista. Aristóteles, señala la tierra, referenciando su realismo sustancial racional teleológico.

Más abajo, sentado sobre una piedra y escribiendo sonetos, vemos a Heráclito. Realizado a imagen y semejanza de Michelangelo. Se reconoce al modelo, pues en esa época, Michelangelo siempre llevaba esas botas. En los bosquejos originales esta figura no aparecía. Raffaello decide agregarlo como un homenaje luego de ver los frescos de Michelangelo en la Capilla Sixtina.

Hasta el mismo Raffaello realiza un autorretrato, en la parte derecha baja, observando directamente al expectador.

Añade también al gran matemático Euclides, a quien pinta a semejanza de su gran amigo Bramante. Un dato interesante de Euclides/Bramante, es que en el cuello de su túnica y con un hilo dorado, aparece 'bordada' la firma de Raffaello: 'RUSM,' el acrónimo para Raffaello Urbinas Sua Manu.





¡Eso fue una osadía de parte del artista! Los pintores a servicio de la iglesia tenían prohibido firmar sus obras, las autoridades eclesiásticas vigilaban esto. Decían que era para que el artista no cayera en el pecado del orgullo.


El edificio en el que se encuentran es de arquitectura clásica, asemejan a unas termas, pero la inspiración viene de la arquitectura de su amigo Bramante.


Otros personajes de la obra:

De izquierda a derecha: Pitágoras y Arquímedes, Hipatía de Alejandría y Parménides, Esquines y Sócrates, Anaximandro, Diogenes.


Raffaello nos dejó una obra de GRAN valor, lastimosamente, muere joven, de apenas 37 años.

ARQUITECTURA - INTERIORES - DISEÑO - DESARROLLO - CONSTRUCCIÓN - RENOVACIÓN - APROBACIÓN